martes, 9 de abril de 2013

Qué es cada cosa?



Cada vez más me estoy encontrando con gente que a todo lo llama retrofuturismo. A todo.

Y cada vez menos me encuentro con gente que tiene claros lo que es cada cosa. El arreglarlo con “todo es ciencia ficción y por ello lo puedo llamar retrofuturismo”, aunque no entiendo esta forma de pensar, es evidente que tampoco se acerca mucho a la realidad. Ni tan sólo a la realidad de los que sueltan frases como esta.

Pero esta vez no me andaré por las nubes, como a veces hago, esta vez entreré muy rápido en materia. Sólo indicar que lo aquí presente es el trabajo de contrastar múltiples fuentes y mencionar algunas de las que son más fiables y en las que la mayoría de los que tocan estos temas están más de acuerdo.

Hoy indicaré que es cada cosa, desde Ciencia Ficción, hasta Greenpunk (que no tiene realmente nada que ver con la Ciencia Ficción ni con ningún tipo de retrofuturismo), pasando por retrofuturismo, futurismo retro y otros que pueden confundirse entre sí, así como el desglose de los retrofuturismos más convencionales y mejor definidos en estos momentos.


·        Ciencia Ficción: Genero literario en el que expresan una visión ficticia, basada en la ciencia y la tecnología conocida. Este genero es en constante movimiento, ya que se amolda y nutre de las transformaciones que suelen responder a las pulsiones sociales bajo la tecnociencia, como lo muestra el cyberpunk ya en los años 80, respecto a las novelas de decadas anteriores o la visión idealista y pura de Jules Verner.

·        Retrofuturismo: Es una mirada retrospectiva (retro) a la idealización del “futuro” en nuestro pasado, sobre un futuro imaginario que se produjeron antes de 1960. Es la revisión de las visiones y predicciones que se hicieron en diversos momentos del pasado de su propio futuro (que especialmente en el siglo XX eran emprendidas incluso por los propios científicos y gobiernos), que normalmente no se han cumplido. Es una contemplación de lo que podría haber sido, un retorno a la fe y esperanza de que la ciencia y la tecnología. Tiene una clara evocación al utopismo futurístico que se reflejan en las visiones de pasado de principios del siglo XX, y un optimismo algo más claro frente a la ciencia y la tecnología.

·        Futurismo retro: Es la opción inversa al retrofuturismo; tomar el gusto por lo retro y añadirle un toque de futurismo del pasado.

·        Paleofuturismo: El concepto de paleofuturismo se refiere a la visión que se tenía del futuro, décadas atrás, y que en la actualidad se queda obsoleta; es decir, cuando se pasa de una visión idealista de cómo se veía el futuro, quedan en meras anécdotas al comprobar que el presente que vivimos no ha superado las expectativas que se tenían en el pasado.

·        Clockpunk: Pasado renacentista más tecnológico, manierista y repleto de máquinas de Da Vinci.

·        Steampunk: Retrofuturismo centrado especialmente en la 2ª mitad del siglo XIX, momento en que se da aproximadamente la 2ª Revolución Industrial y todo lo que conllevó, idealizando un mundo victoriano y eduardiano con máquinas de vapor superdesarrolladas, tecnología mecánica perfeccionada, piratas en zeppelines e inventos escasos eléctricos pero siguiendo la línea del inventor Tesla, y mujeres con corsés por fuera y con más derechos e igualdades.

·        Gaslamp: o Gaslamp Fantasy en una visión del Steampunk, pero con toda una parte iconográfica propia de relatos de fantasía, como por ejemplo hadas, vampiros, zombis y otros, con tecnologías del siglo XIX hiperdesarrolladas a la fantasía. Se elimina la necesidad de argumentar las transformaciones de las ucronías, o de argumentar cómo funcionan las máquinas o cómo se sostiene cierto tipo de tecnología, e incluso se alejaba de la esencia de retrofuturismo en algunos casos. Y no olvidemos la magia o las energías inexplicables, como se prefiriera decir, que son la base de esta visión y estaba por doquier, siendo esta la argumentación principal de este universo.

·        Dieselpunk: Retrofuturismo que se inspira estéticamente en las épocas y estilos comprendidos entre el 1920 y el 1950, incluyendo el Art Déco, el streamline, las vanguardias, e incluso el pop art. También tiene una fuerte carga de la estética pulp fiction, especialmente de los héroes futuristas con sus rayguns (pistolas láser), y las imágenes futuristas de los años 40s especialmente.

·        Atomicpunk: Retrofuturismo basado en la tecnología atómica o nuclear, más propia a partir de nuestro pasado en el 1950-1970, durante la época de la Guerra Fría. Bien podríamos clasificarlo como prolongación natural del dieselpunk, donde la energía eléctrica y de combustión interna es substituida por la atómica, y se regocija bajo los grandes frutos de la era atómica.

·        Cyberpunk: Futuro distópico (no retrofuturismo) dominado por máquinas y megacorporaciones, posicionandose contra el mal uso de la tecnología como medio para dañar, espiar o controlar y deformar la naturaleza humana. Dando una visión de un futuro distópico, un mundo en decadencia o un planeta contaminado, dominado por seres humanos híbridos con electrónica, quimicas y elementos electromecánicos.

·        Greenpunk: Género que no es retrofuturista (aunque hay fusiones y “cross-overs”, especialmente en el plano artístico) ni tiene que ver con el Steampunk. El nombre, acuñado por un publicista editorial (M. Staggs), acoge todas las obras que recaen en la sensibilidad ecológica y ecoética más propias del siglo XXI.

Espero que la presente información os sea de utilidad.




Saludos.

Papá Vader.


Fuentes:





Imagen:

-         Fotograma de la película Stardust, de ambientación Gaslamp Fantasy.




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...